Diez armas para luchar contra los kilos de mas de

Diez armas para luchar contra los kilos de más de la Navidad

Hola otra vez. En el teclado Raquel y en el día de hoy voy a hablar de Diez armas para luchar contra los kilos de más de la Navidad

Jueves 17.12.2015

Una media de dos kilos puede ganar una persona durante la Navidad, fiesta donde se multiplican los eventos gastronómicos, aumenta el consumo de alcohol y se dejan de lado las actividades deportivas. Seguir estos diez consejos al pie de la letra puede evitar sorpresas

En otras noticias

“La clave de la Navidad es considerar que hay muchos más días de normalidad que festivos. Por eso debemos seguir una dieta diaria equilibrada y, en vacaciones, moderar y controlar lo que comemos ”, aconseja Roberto Cabo, nutricionista de la Universidad Alfonso X el Sabio; experto en nutrición, dietética y dietoterapia por la Universidad de Navarra y licenciado en Farmacia por la Universidad de Salamanca.

Estas son las diez armas para evitar sumar kilos de más:

  1. Porciones moderadas: Las grasas y el azúcar juegan un papel especial en los dulces navideños que, además de ser más energéticos, solemos consumirlos en mayor proporción. Por eso, el primer truco que propone la nutricionista es probarlo pero en porciones más pequeñas. “Si es un bocadillo, tienes que tratar mentalmente de limitar lo que vas a comer y lo que vas a dejar atrás. Es más fácil si tenemos una visión real de la ingesta, saber qué comemos porque a veces ni nos damos cuenta ”.
  2. Alimentos recomendados: Las verduras y verduras se recomiendan como primer plato y para acompañar segundos platos de carne o pescado frente a otros alimentos más energéticos.
  3. Limite la ingesta de alcohol: Aperitivo, comida y bebida. Tres veces para consumir alcohol y mezclar diferentes tipos. Los que tienen un alto contenido de alcohol como el whisky o la ginebra aportan calorías y ningún tipo de nutrientes, a diferencia del vino o la cerveza.
    Alcohol y Navidad
  4. Reducir o evitar el pan: Si bien el pan es un carbohidrato que debe estar presente en nuestra dieta diaria, en caso de excesivas comidas navideñas podemos reducirlo e incluso no comerlo y así evitar añadir más calorías, sobre todo si hay salsas tentadoras.
  5. Cuidado con el postre: Es mejor tener un postre refrescante a base de frutas, pero si el postre prevalece es mejor tomarlo con moderación. “El dulce es un alimento pobre desde el punto de vista nutricional y debe consumirse a tiempo”, dice Roberto Cabo, director de la clínica Alea en Salamanca.
  6. Dieta previa? Coma menos primero y déjelo ir después. Un error, según la nutricionista. “Estás predispuesto a exagerar y, además, es más lo que pensamos que hemos comido menos que lo que en realidad hacemos. Hay que comer muy poco para compensar los excesos de la Navidad. Para no ir con la predisposición a gastar lo mejor es comer bien y ese exceso de comida afecta en este momento.
  7. Compensa los excesos: Las restricciones anteriores no funcionan, pero tampoco las posteriores. Saltarse la cena después de un atracón no es la solución. Una cena equilibrada, ligera, a base de verduras con pescado a la parrilla, por ejemplo, es mejor que acostarse con el estómago vacío. Pero cuidado con la cena con leche y cereales que pueden ser demasiado energéticos para la noche y al comer diferentes tipos de frutas y yogur, también aportan calorías.
  8. Soñar: Los ciclos del sueño están ligados al hambre y la saciedad y cuando se alteran afectan nuestro comportamiento. Mantener un horario regular, a pesar de las celebraciones, es importante. «Cuando dormimos menos estamos más ansiosos y con tendencia a comer alimentos más enérgicos y menos saludables».
  9. Ejercicio: Las personas que son constantes en la actividad física también tienden a ser más estrictas con su dieta y a controlar mejor los excesos. Incluso si es festivo, siempre hay tiempo para caminar más de 30 minutos. Este ejercicio ayuda a aligerar la ingesta y a quemar calorías.
  10. ¿Y después de las vacaciones? A partir del 7 de enero vuelve a la normalidad y con ello las intenciones de perder lo ganado. No es el momento de probar dietas que prometen perder peso rápidamente pero fuera de control. “Hay que volver a una dieta equilibrada, comiendo alimentos de todos los grupos todos los días. «Si queremos perder kilos y empezar una dieta, tenemos que adelgazar pero comer carbohidratos, grasas y proteínas».

Dos kilos de media puede engordar una persona durante la Navidad, unas fiestas donde se multiplican las citas gastronómicas, se incrementa el consumo de alcohol y se deja de lado la actividad deportiva. Seguir al pie de la letra estas diez sugerencias puede evitar sorpresas
Otras noticias
Disfruta de la vida social sin romper la dieta
Dietas de adelgazamiento: los errores más frecuentes

Recuerda compartir en tu Twitter y Facebook para ayudarnos a mantener este sitio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *