La dieta mediterranea platos sabrosos y saludables

La dieta mediterránea, platos sabrosos y saludables

Hola, un placer verte por aquí. Yo soy Inma y esta vez hablaremos de La dieta mediterránea, platos sabrosos y saludables

La dieta mediterránea incluye recetas, fiestas, disfraces Y Productos tipicos. El objetivo: tener una un estilo de vida saludable.

La persona a cargo de Nestlé Nutrición y salud, Anabel Aragón, hace un recorrido por todos los rincones de esta dieta para conocerla con más profundidad.

  • ¿La comida es tan beneficiosa?

Seguir una dieta basada en los principios de la dieta mediterránea nos ayuda a prevenir futuros problemas de salud.

Debemos seguir las pautas de una dieta variada y equilibrada, teniendo en cuenta las recetas tradicionales de las regiones mediterráneas y las porciones recomendadas de la pirámide alimenticia.

  • Principios de la dieta mediterránea

Es muy importante usar la extensión aceite de oliva tanto para consumir crudos en platos como ensaladas o vegetales omitido como para cocinar. Es un tesoro porque además de ser muy saludable, le da a las recetas un sabor único.

Frutas y verduras contra el cáncer bucal

En la dieta mediterránea se consumen en abundancia alimentos de origen vegetal como frutas y verduras, pero también legumbres y frutos secos. Es muy importante consumir cinco porciones de frutas y verduras al día y si también son de temporada lo mejor es consumirlas frescas o ligeramente cocidas para que aporten más nutrientes.

Además, como indica la base de la pirámide alimenticia, se recomienda que tomes alimentos de cereales como pan, pasta o arroz diariamente. Es mejor optar por los integrales.

Siguiendo los consejos de los expertos, también cabe mencionar un consumo diario de productos lácteos como la leche o el yogur natural porque son una excelente fuente de proteínas, calcio y fósforo.

  • ¿Qué pautas se deben seguir con la carne?

Las carnes grasas como las carnes rojas o las salchichas deben consumirse ocasionalmente y con moderación. Si puede ser, lo mejor es que formen parte de recetas en pequeñas cantidades.

Recomendamos el consumo de carnes blancas y menos grasas como pavo, pollo o conejo. Se pueden tomar en platos a base de verduras, cereales o legumbres.

  • ¿Hay otras recomendaciones a tener en cuenta con el resto de alimentos?

Por supuesto, se recomienda que comamos más pescado del que comemos normalmente. Debemos centrarnos en pescados azules como la sardina, el atún o la anchoa.

Los huevos deben consumirse con moderación: un máximo de 4 grandes o 6 pequeños por semana.

Además, no debemos olvidar que el agua es la bebida por excelencia de la dieta mediterránea y debe ser siempre la bebida de elección. El ejercicio regular también es útil.

  • ¿Han cambiado sus hábitos de vida en los últimos años?

La mayoría de los expertos en nutrición y salud pública aseguran que ha habido un cambio en el estilo de vida.

Aunque 7 de cada 10 españoles creen que están recibiendo una nutrición adecuada, las cifras nos muestran que no es así.

EPA / Mohammed Sabre

De hecho, Nestlé ha realizado un estudio -enmarcado en el observatorio Nestlé- sobre los hábitos alimentarios y estilos de vida de la población española y estos fueron algunos de los resultados más llamativos.

  • Casi el 80% de los españoles no ingiere la cantidad de fruta recomendada.
  • Aproximadamente el 60% no come la cantidad necesaria de verduras y verduras.
  • Además, el 70% no ingiere las cantidades de legumbres y pescado recomendadas por los expertos.
  • El consumo de carnes rojas es 2,5 veces superior a la cantidad recomendada.
  • 2,7 millones de personas se saltan el desayuno (incluso el 90% no lo completa).
  • Más de 2 millones de personas no comen su comida principal.
  • El 65% no come pescado o consume menos de la cantidad recomendada.

Es de vital importancia contribuir a la educación de la población, con especial atención a los niños. Además, hay evidencia de varios estudios científicos que muestran que los niños que participan en la preparación de las comidas con sus padres consumen más frutas y verduras y esto puede ayudar a aumentar el consumo de verduras en la edad adulta.

La dieta mediterránea es mucho más que una dieta. Comprende un conjunto de alimentos capaces de prevenir trastornos de la salud a la larga como, por ejemplo, la hipertensión o el colesterol elevado. Es tan importante que incluso la UNESCO decidió en 2013 incluirla en la Lista Representativa Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. El Abecedario de la Nutrición de “El Bisturí” llega a la letra “d”
Otras noticias
Luis Serra: La dieta mediterránea puede ser útil en la pérdida de peso
Estilos de vida saludable: nuevas recomendaciones de la pirámide nutricional SENC 2015

Puedes compartir en tus redes sociales para ayudarnos a mantener este sitio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *